sábado, 27 de julio de 2013

EVITA Y EL "CONSENSO"


Escuchaba ayer la conmemoración de la muerte de Evita, cuando a las  las 20,25, dio su gigantesco “ paso a la inmortalidad".

Todos los Peronistas y todos los Argentinos la han incorporado como una figura de valor por su testimonio de vida y su lucha  dedicada a los mas humildes, a los descamisados de la patria, a los cabecitas negras (como gustaba llamarlos ella, otorgàndole un tinte positivo, lo contrario a lo que pensaban sus enemigos, que los querian ofender, cuestiòn de lògicas diferentes, nada mas y nada menos).

No pude evitar pensar en el horrendo “¡Viva el càncer¡” que pintaban los enemigos de Evita dias antes de su muerte dolorosa y compararlo con los afiches de las marchas anti K. No dudarian en pintar algo asì, algunos de ellos.

Esto en mi recuerdo. Y al toque, allì nomàs (zapping bendito), los actuales candidatos. Parece que todos buscan CONSENSO y no CONFLICTO, buscan PAZ y no ENFRENTAMIENTOS. Y las mismas personas que alababan a Evita en su recuerdo, la mujer que generò los mas grandes conflictos en la Argentina (muchos más que nuestra Cristina), porque era de las llamadas “hija natural” (es decir que su padre no era el esposo de su madre sino su amante, una doble familia, hipocrecìa, machismo y doble moral); porque nacio en un pueblito desconocido, porque de allì se fue a los 15 años con Agustín Magaldi prometièndole vaya a saber que, porque llegò a Buenos Aires al igual que cientos de miles de morochos trabajadores del interior del paìs, porque se convirtió en actriz con la carga negativa que esa profesiòn tenìa en ese momento, porque se atreviò a salir con Peròn y se caso con èl, porque era inteligente, porque creia en su causa, porque se sintiò gorriòn ante el còndor del general, porque no dejò frase certera aunque fuera hiriente sin pronunciar para con los que ella consideraba los enemigos de la patria: la oligarquia.

Los mismos que incorporan a Evita a su lista de recordados cada 26 de Julio , ahora se horrorizan porque los políticos “se pelean todo el dìa”,  “hace falta consenso”, “el enfrentamiento no nos lleva a ningun lado”, "estamos muy divididos los Argentinos".

¿En que quedamos?. Evita fue enfrentamiento puro, fue conflicto en su màxima expresión, Evita estarìa enfrentando a quienes todavía no comprenden lo que significa un proyecto de paìs autonomo y soberano, un paìs que incluya a las mayorìa y no que las deje al costado del camino, un paìs donde los mas ricos paguen mas que los mas pobres, para que estos ùltimos dejen de ser pobres, aunque para eso, ellos deban ser un poco menos ricos.

¿Dónde se imaginan a Evita en esta coyuntura? ¿Buscando consenso? ¿O azuzando el conflicto y las tensiones?. Fuerzo la historia ya lo sé, pero es necesario.

Y ajustamos  la cuestión con el fin de comprender mejor. El consenso es una situación general de estar de acuerdo con valores, con leyes, con acciones, con desiciones que interesan a la mayoria de la comunidad. Es una especie de acuerdo social. . En la Argentina se ha dado para las mayorìas en los dos movimientos històricos, el Yrigoyenismo y el Peronismo, pero nunca fue reconocido por los poderes fàcticos y corporativos, para ellos era desorden. El ùnico "consenso" que reconocen es cuando su propio parecer es el que triunfa. 

 ¡Consenso¡ decìan cuando don Hipòlito Yrigoyen solicitaba el voto masculino, secreto y obligatorio a travès de revoluciones armadas.  ¡Consenso¡ cuando creo YPF. ¡Consenso¡ cuando dio la lucha por la Reforma Universitaria para que los hijos de los inmigrantes pudieran acceder a las altas casas de estudio¡ ¡Consenso habrà escuchado Peròn¡ cuando avanzò con todas las leyes sociales, el estatuto del peòn rural, el del tambero mediero y la colonizaciòn de tierras por tomar solo un rubro (hoy que està la Rural en su muestra anual). Recuerdo a don Raùl Alfonsín tensar la cuerda: en la rural bancándose los abucheos y dando sin asco a los estancieros cajetillas y también pidiendo la palabra después de un tedeum en la catedral, donde sin temblarle el pulso le hizo temblar la sotana al obispo de turno.

 ¿Cómo se resolvieron estas cuestiones?. Todas a travès de la tensiòn y el conflicto, de la lucha sin cuartel. Pero parece ser, que cuando se logra consenso a favor de las mayorías, eso no es consenso, eso es pelearse. Es decir, que los mas poderosos, siempre llamaran consenso a una situación donde nada cambia y menos aùn si cambian a favor de los mas pobres y desprotegidos.

No habrà jamàs consenso sino se resuelve el DISENSO y no es un simple juego de palabras. Los consensos siempre se dan con derrotas. O pierde el pueblo o pierden las minorìas. Nunca ganan los dos.
¿Es posible el consenso del que nada cambie, en una sociedad donde las diferencias son tan marcadas? ¿En una sociedad donde todavía hay gente sin trabajo, trabajo en negro, gente que duerme en la calle, campesinos sin tierras, peones mal pagos, patrones inescrupulosos?.
Y nos vuelve a aparecer EVITA.

Y volvemos a EVITA.

Murió en el momento en que los antagonismos estaban en su apogeo, y nos ha dejado su recuerdo de compañera combatiente, revolucionaria, convencida, con confianza. Es que allì radicaba su poder: CREIA.

Algunas de sus frases nos recuerdan su posición polìtica real, aquella que en el territorio mismo de la polìtica generaban CONFLICTOS y no CONSENSOS. El consenso vendrìa después, el consenso para que todos los marginados dejen de serlo, el consenso para luchar contra los imperios de turno, el consenso para la asignación universal por hijo, el consenso para que sigan existiendo paritarias, el consenso para que se aplique de una vez por toda la nueva ley de medios y se multipliquen las voces verdaderamente periodisticas. ¡ Como insiste el pasado en hablar del presente¡

Parece mas còmodo desde hoy: reivindicar a EVITA (porque total ya esta muerta, ya no jode con su fanatismo y su fuerza indestructible, con su ejemplo), recien ahora, que ya no es un actor social importante, EVITA puede llenar la boca de los que todavía buscan CONSENSO para que nada cambie, para que vivamos en PAZ...visteees,

Pero Evita que no murio, sino que paso a la inmortalidad insiste con sus frases. Nos acicatea, nos pincha, nos despierta. Escuchemos algunas y veamos si buscaba CONSENSO o intentaba llevar el CONFLICTO para que se debata y ganando en conciencia el pueblo pueda ver con claridad.

- "El capitalismo foràneo y sus sirvientes oligàrquicos y entreguistas han podido comprobar que no hay fuerza capaz de doblegar a un pueblo que tiene conciencia de sus derechos."

-" El mundo serà de los pueblos si los pueblos decidimos enardecernos en el fuego sagrado del fanatismo."

- "Yo se que Dios està con nosotros, por que està con los humildes y desprecia la soberbia de la oligarquìa y por eos la victoria será nuestra, tendremos que alcanzarla, tarde o temprano, cueste lo que cueste y caiga quien caiga."

- "Una vez más, mis queridos descamisados, uniéndonos al líder y conductor, reafirmamos que en la vida argentina ya no hay lugar para el colonialismo económico, para la injusticia social, ni para los traficantes de nuestra soberanía y nuestro porvenir."

- "Yo estarè con ellos peleando en contra de todo lo que no sea pueblo puro. Yo estarè con ellos, con Peròn y con mi Pueblo, para pelear contra la oligarquìa vendepatria y farsante, contra la raza maldita de los explotadores y de los mercaderes de los pueblos""


En síntesis, el CONFLICTO SOCIAL Y POLITICO no es una enfermedad, al contrario, es un síntoma de salud de los pueblos que reivindican a la politica como la unica herramienta para enfrentar otros poderes: los corporativos economicos, mediaticos, culturales, etc.

¿Se supera el conflicto?. Casi nunca. Los pueblos avanzan en el conflicto y tambièn retroceden. Pero el dìa en que los mas fuertes de la Argentina, comprendan que todavía hay  conflictos graves  para resolver, que tiene que ver con que unos pocos tienen mucho y unos muchos tienen poco, ese dìa, el conflicto se achicarà y el pueblo serà mas feliz, porque la dignidad lo acerca a ese estado. 

Mientras tanto, seguimos escuchando a Evita y por que no y aunque alguien se enoje,  tambien a Cristina.

No hay ramo de flores que se ponga en ninguna estatua de Eva petrificada que reivindique su lucha. Su trabajo se reivindica con las posiciones del presente, porque Eva lo tensionó todo, hizo del conflicto su bandera de lucha, siguió avanzando y nos empuja en el presente.

Y también se fanatizó. Sí por supuesto y reivindicaba ser resentida. En la película EVA PERON, lo dice de una manera hermosa aunque textualmente quizás no haya sido así. ¡Que importa¡.

Dice EVITA: "Mi resentimiento es algo maravilloso-les hablaba a las damas de la oligarquía que hacian caridad- porque me aleja de ustedes y me acerca al pueblo"